Las flores que nunca te regalé

Pasamos por un gran parque y vimos un árbol lleno de flores blancas semi rosas pequeñas

Espera, le dije, agarre unas tiras de raíz de grass y comencé a formar un aro con ellas, entrelazándolas entre si
– ¿Qué haces?
– Ya verás
luego observe las pequeñas flores blancas semi rosas del árbol, no quería arrancarlas, así que tome algunas caídas sobre el grass y las amarraba una a una en cada borde del aro.
– ¿Es un aro de flores? – me pregunta
– no
Me situé detrás de ella y coloqué el aro sobre su cabeza,
– Es tu corona de flores, algo que te dije que algún día te regalaría, me demostraste a pesar del tiempo que lo vales.

Ella se sonrojó y además de un gracias, me abrazó, no faltaba más sus miles de fotos y ver como su cabello claro semi lacio rescataba el brillo sobre su rostro, parecía una pelirroja sin pecas y sus ojos que acostumbran cambiar de color se camuflaron en su mas dócil faceta.
Era un atardecer rojo, se apreciaba los rayos traslucir entre las ramas llegar a nuestras sombras.
Eres un cursi
– ¿Así? y esas fotos?
– Es que me queda lindo
– Y con esos ojos, mucho mejor.
– Aquella vez que me dijiste que siempre quisiste una corona de flores, tal como veíamos en las fotos de instagram, en ese entonces no me atrevía a hacerlo, sabes que hay cosas que considero especiales, y que solo las haría una vez, hoy , en esta situación te lo regalé, por atreverte a escucharme y robarme una sonrisa.

Ella quedó en silencio.

Su vestido de flores bailaba con la brisa del viento, tenía las tomas perfectas para hacerle recordar su faceta de modelo en su adolescencia. Ella disfrutaba el paisaje, yo solo le ponía el lado de expresión.

– Sabes, hacía varios meses que no sentía una tranquilidad sana, un día así donde el atardecer termine de la manera mas alegre y hermosa posible.

Romper esa monotonía que nos separó hace tres años, hoy nos vuelve a unir bajo la tenue luz de luna en el atardecer.

 

La chica de la Luna – El diario de Mariana

Luna

Share

No Responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post comment